GILI: ”EL CONSELL DE MALLORCA TIENE QUE PONERSE A TRABAJAR PARA NO DEJAR MORIR DE HAMBRE A LOS AGRICULTORES DE LA ISLA”

VOX presenta en el pleno del Consell de Mallorca de este jueves una moción de apoyo a la agricultura de Mallorca. La situación del sector primario lleva años siendo muy complicada, en parte, por los altos costes de producción y el poco rendimiento económico que consiguen los agricultores por su trabajo. El COVID-19 ha afectado a la práctica totalidad de los sectores productivos pero, sin duda, causará mayores daños a aquellos empresarios y trabajadores que ya se encontraban en situación precaria. El coronavirus ha demostrado la importancia de no depender tanto de las importaciones de productos alimentarios y de ser, en alguna medida, autosuficientes. Ese paso es aún más sencillo cuando se trata de productos que se producen en nuestra isla. No hay motivo más allá del económico para optar por un producto de fuera en vez del producto de aquí y el Consell de Mallorca debe de poner todos los medios a su alcance para conseguir que no haya una brecha de precio tan grande que provoque que los consumidores opten por fruta o verdura de países no europeos en vez de adquirir la fruta y verdura que producimos aquí. Producir en Baleares es más caro que en el resto de España, entre otros motivos, por la insularidad. Si a eso sumamos los bajos salarios de terceros países ya tenemos el cóctel perfecto para que un kilo de tomates de Mallorca sea más caro de un kilo de tomates procedente de un país extracomunitario” ha dicho el portavoz adjunto de VOX en el Consell de Mallorca, Toni Gili.
 
VOX recuerda que a nivel europeo se han ido adoptando medidas que han perjudicado al sector agrario de los Países miembro porque se ha abierto la puerta a las importaciones de países extracomunitarios donde el coste de producción es considerablemente inferior. Tampoco se está cumpliendo el Principio de Preferencia Comunitaria que establece la preferencia por parte de los Países miembro en el aprovisionamiento de productos agrarios comunitarios frente a los no comunitarios. “La inacción en el seno de Europa y la falta de implicación de los sucesivos Gobiernos en España nos conducen a la decadencia del sector agrario. Por eso pediremos al pleno del Consell de Mallorca que inste al Ejecutivo central a impulsar siete actuaciones que nos ayuden a salir del  atolladero” ha asegurado Gili.
 
VOX va a pedir que el Gobierno de España exija en las instancias europeas correspondientes la aplicación del Principio de Preferencia Comunitaria como fundamento jurídico de alcance general y absoluto en todos aquellos acuerdos comerciales que nos afecten; la ejecución de un seguimiento serio e independiente del impacto en el mercado de las importaciones de países terceros; no ratificar Mercosur con la actual redacción; exigir a la UE la aplicación de unos protocolos de control sanitario en frontera que garanticen que el producto importado está libre de patógenos y plagas; conseguir en las negociaciones de la nueva PAC una compensación al sector primario por el hecho insular. “Este último punto es especialmente importante porque es un reclamo histórico de los agricultores de Mallorca. Europa debe aplicar las defensas comerciales apropiadas que resguarden su agricultura de modo que los precios para el mundo del campo tengan una rentabilidad digna, estableciendo a los países extracomunitarios cupos de volumen que eviten la sobreoferta. También estableciendo aranceles compensatorios lógicos que igualen costes de producción y ventanas que respeten las campañas agrícolas europeas. Europa también debe de proteger la salud de sus ciudadanos. La UE no exige reciprocidad fitosanitaria. En terceros países se utilizan productos fitosanitarios que están prohibidos en Europa ya sea porque son dañinos para el medioambiente o para la salud. No obstante, la UE permite su entrada por lo que está atentando directamente contra la salud de los ciudadanos europeos” ha afirmado Gili.